Cúrcuma: una gran aliada para nuestra salud

Cúrcuma: una gran aliada para nuestra salud

  • Miércoles, 10 Marzo, 2021 - 08:00
  • Ana Luisa González Cruz, nutricionista
  • Nutrición
  • Comentarios
 
Su nombre “Cúrcuma”, deriva del árabe “Kurkum”, que significa azafrán, es también conocida como “Palillo de azafrán” u “Oro indio” y originaria de indonesia y la india, donde en principio se usaba como colorante para lana. Más de 2500 años después, se utiliza como especia y por sus múltiples propiedades naturales.
 
De la misma familia que el jengibre, es muy usada por ser un antiinflamatorio natural, y su uso se extiende cada vez más en occidente por su gran importancia, no sólo como condimento, ya que se han demostrado sus múltiples beneficios a la hora de disminuir el colesterol, flatulencias, hinchazón de estómago, enfermedades renales, piel, pérdida de apetito, cataratas, problemas cardiovasculares, enfermedades respiratorias. Además cuenta con importantes propiedades antibacterianas que previenen enfermedades virales como las gripes y los resfriados ya que fortalece el sistema inmunitario. Consumir cúrcuma regularmente ayuda a tu organismo a sentirse mejor ya que es un poderoso antidepresivo natural.
 
El color amarillo lo tiene debido a su alto contenido en curcumina y otros colorantes de la misma categoría, los curcuminoides, presentes en sus rizomas, (3,5%) de sabor suave pero un poco amargo.
 
Se recomienda comprar esta especia debidamente envasada, con etiqueta donde conste el número de lote, fecha de caducidad y el nombre de la empresa fabricante para evitar que por desconocimiento de la misma se adquiera “tartrazina” que es un colorante alimentario de origen químico y que nada tiene que ver con las características de nuestra cúrcuma salvo el color. Al ser una especia habitual en muchas cocinas, la auténtica cúrcuma es fácil encontrarla en cualquier supermercado.
 
Es importante saber usarla en nuestra cocina. Hay que recordar añadirla siempre al final de la cocción de nuestro guiso o preparado ya que cuando permanece al fuego entre 15 y 30 minutos pierde hasta un 80% de sus principios activos. También podemos combinarla con pimienta negra, romero, albahaca, orégano o comino para potenciar su absorción en nuestra digestión.
 
En general se recomienda no tomar más de 1,2 gr. diarios de media y seguir las indicaciones del envase, según el tipo de extracto que contenga ya que el consumo excesivo de cúrcuma puede producir dolores de cabeza, vómitos y hasta diarrea, que con reducir su consumo desaparecen
 
La cúrcuma se puede consumir de la forma que más nos guste y añadirla como complemento a nuestra dieta, una alimentación saludable y realizar en cualquier caso algo de ejercicio físico que complementen es la base de una buena salud.
 
Por cada 100 gramos de consumo nos aporta:
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

 

 

0 Comentarios

Deja un comentario